16 agosto 2006

BIENAVENTURADOS LOS OLVIDADIZOS

Charlie Kaufman entró en el Parnaso cultureta con la velocidad del rayo, aupado por los guardianes de las esencias posmodernas capitaneados por Spike Jonze y apadrinados por el bueno de Mike Stipe. Una imaginación y una osadía aparentemente sin límites a la hora de escribir sus guiones llamaron de inmediato la atención de todos aquéllos que querían estrenarse en la pantalla grande con proyectos rompedores que confirmasen lo que venían realizando en otros campos como el videoclip o el videoarte.

Los títulos, sin embargo, se sucedían sin que el resultado terminase de ser redondo: Cómo ser John Malkovich partía de una idea delirante y genial que no terminaba de cuajar, mientras que El ladrón de orquídeas (título español casi más kaufmaniano, por una vez, que el simple y original Adaptation) desembocaba en uno de los mayores y cargantes ejercicios de onanismo público de los últimos años (y no es que me guste pagar por ver a otros hacer esas cosas).

No fue hasta que llegó la excepcional ¡Olvídate de mí! ("traducción" horrorosa donde las haya del mucho más hermoso, aunque también marciano, Eternal Sunshine of the Spotless Mind, tomado de un verso de Alexander Pope) que se obró el milagro: por fin, el fondo cuadraba con la forma, los posibles excesos se equilibraban y se ponía en pie una de las mayores maravillas que el cine nos ha deparado en los últimos años (superando los logros de la irregular pero meritoria Confesiones de una mente peligrosa). De hecho, no sería exagerado decir que nos encontramos ante uno de los escasos títulos en los que el adjetivo "poético" cobra su verdadero y pleno sentido.

A través de la interpretación de unos actores que están simplemente sublimes (¿habrá alguien que, tras ver esta película y recordar Man on the Moon o El Show de Truman, pueda negar el gran actor que es Jim Carrey... cuando quiere?), de una genial construcción del relato en el que los vericuetos y continuos saltos no asfixian la comprensión, y de un montaje que, como en las mejores atracciones, comienza suavemente para luego ir arrastrándonos en un delicioso y vertiginoso disfrute plagado de momentos memorables, la película de Michel Gondry (¡otro francés asaltando la Corte del Rey Hollywood!) logra dar en la diana al tocar un tema absolutamente universal y que todos pueden reconocer a nuestra manera: la constatación de que en fondo somos pura memoria, de que todo lo que somos descansa en nuestros recuerdos y de que, si los perdemos, nos vemos abocados a la más absoluta desaparición.

Esa idea fuerza, a través de la excusa argumental de la máquina que puede borrar de nuestras mentes el recuerdo de haber conocido a alguien que fue importante para nosotros y que, en cierta forma, nos convirtió en lo que somos; y la constatación, paralela a ésta, de que aún así podemos errar una y otra vez porque ésa es nuestra verdadera naturaleza, se encarna en la historia del personaje de Jim Carrey, que arrastra a su amada Kate Winslet (¡qué mujer más maravillosamente alejada de los cánones hollywoodienses!) por los rincones de su cerebro, escapando de la aspiradora que la va extirpando de su mente, a los que volvemos a asistir con el subjetivismo que, en el fondo, todos tenemos cada vez que revisitamos los mejores momentos de nuestra vida.

Una obra mayúscula, una de las grandes historias de amor del cine actual, un auténtico monumentos cinematográfico... que, una vez más, gran parte de la crítica de nuestro país (la misma que sigue cantando y alabando las bonanzas de El año pasado en Marienbad) simplemente quiso ignorar. Una más, ¡y las que les quedarán!

P. S. Justo es hacer mención aquí a dos blogs de entregados y fervientes admiradores de la película: el de Ysi (que toma su nombre de una de las escenas más hermosas de la película) y el de KesheR. Dicho queda.

¡OLVÍDATE DE MÍ! Eternal Sunshine of the Spotless Mind. EE. UU., 2004. Color, 108 min. Director: Michel Gondry. Intérpretes: Jim Carrey, Kate Winslet, Kirsten Dunst, Mark Ruffalo, Tom Wilkinson, Elijah Wood. Guión: Charlie Kaufman, Michel Gondry, Pierre Bismuth. Fotografía: Ellen Kuras. Música: Jon Brion. Producción: Anthony Bregman, Steve Golin. Vista en: DVD.

[+] Eternal Sunshine of the Spotless Mind, en Mi galaxia muy lejana

27 comentarios:

Libertino dijo...

Correcto. Creo que la única pega que le puedo poner al señor Kaufman es Human Nature. No puedo con ella.
Y como dije en su momento, tanto a mr. Thumbsucker como a Mr I heart huckabees, pongan un Kaufman en su vida, MEDIOCRES!!!!!

Dcine dijo...

Pues yo soy otro fan absoluto de esta película y del resto de películas escritas por Kauffman. Estoy totalmente de acuerdo en que este es su mejor guión, el más redondo y profundo y desde luego el más accesible.
"Eternal Sunshine of the Spotless Mind" (me niego a nombrarla con el horrendo y estúpido título que le endilgaron para su estreno en España) es una de las mejores películas que nos han llegado desde Hollywood en los últimos años, injustamente olvidada por el público en general y la crítica más rancia y conservadora.
Con una de las mejores interpretaciones de Jim Carrie, un actor mucho mejor de lo que alguna de sus interpretaciones podría hacer pensar, es una película llena de hallazgos visuales (entre otros estaría el de la no utilización de efectos digitales en la mayoría de secuencias, algo realmente extraño últimamente), además de ser una de las historias de amor (junto con otra gran película, "El jardinero fiel") más originales, interesantes y en el fondo, intensas de los últimos años.
En cuanto a su director, ya seguía su carrera desde sus tiempos de videoartista (así como la de otros realizadores llegados del mundo de la publicidad y los vídeos musicales como Spke Jonze, David Fincher, Chris Cunninghan, etc. todos ellos, y mal que le pese a muchos críticos carcas, llamados a cambiar el cine de Hollywood) y aunque su primera película, Human Nature, no es que sea precisamente buena (fue toda una decepción) esta le redimiría para siempre aunque no hubiera rodado ningún film más. Por suerte ya ha rodado una nueva producción "The Science of sleep" que por lo que parece ser es otra maravilla...

Un saludo,
Barry Collins

Rosenrod dijo...

Estamos casi de acuerdo, Libertino: de todas formas, no creo que un Mr. Kaufman desatado sea necesariamente bueno... estoy convencido de que el guión de "Eternal..." funciona tan bien, precisamente, porque hay otras dos personas equilibrando lo que, en otras ocasiones, terminó degenerando en un puro disparate por su parte (encima le pongo el careto de Nicholas Cage, como en "Adaptation", y terminamos de arreglarlo...). De todas formas, el mérito es también de un Gondry en estado de gracia que sabe cómo traducirlo a imágenes.

Barry, tienes toda la razón en el poderío visual de la película, del que deberían tomar nota tantos aspirantes a modernillos que pululan por ahí (y no sólo en Hollywood); posee varios momentos que son metáforas por sí solas (¿hay alguien que duda de que el cine verdaderamente grande no es otra cosa que una gran metáfora?). Imposible de describir, sólo puede ser vista, revista, disfrutada una y mil veces... ¿de cuántas puede decirse eso?

Un abrazo a los dos!

Daniel Quinn dijo...

Estoy totalmente de acuerdo en que es la mejor peli tanto de Kaufman como de Gondry. Nos consigue envolver en esa atmósfera tan precisa y exacta a la historia que muestra que te quedas atrapado sin remedio. No sé cómo responderá a un segundo visionado, pero la primera vez me desarmó y me dejó al salir del cine con ese pitido en el oído que te impide volver a la realidad y que casi siempre dejan las más grandes obras.

Saludos!!

Raccord dijo...

Pues ya tengo una más en la lista de la compra de la Fnac. Me habían hablado muy bien de ella, pero Jim Carrey no es santo de mi devoción y deje pasar las oportunidades de verla.

Tu crítica derriba mis prejuicios, pero sin que sirva de precedente ;)

Donnie dijo...

Human nature es una... no se...

Olvidate de mi es uno de sus mejores quiones, aunque también hay que hacer gala de los actores y de la labor de Gondry (deseo ver the science of sleep).

Lo que hicieron con su titulo no tiene perdón, encima la gente se creñia al verlo que iba a ver otra estupida comedia de Jim Carrey, y claro... luego pasa lo k pasa...

Saludos!!

Rosenrod dijo...

Daniel, créeme: soporta muy bien un segundo visionado. Es una auténtica maravilla; por una vez, la deconstrucción de la historia no es un mero capricho modernillo, sino que sirve perfectamente a la narración.

¡Dios mío, Raccord! Ésa sí que es toda una responsabilidad... espero que no falle.

Y tienes toda la razón, Álex: creo que es un abuso engañar al espectador, incluso a los que sólo les gustan las comedias románticas tontorronas y adocenadas, y que seguramente quedaron alucinados cuando vieron esta película... pero para los distribuidores sólo importa el número de euros, no importa de dónde vengan o el cabreo que a cambio despierten en los que los desembolsan.

Un saludo!

Director's Cut dijo...

Todavía no he visto "¡Olvídate de mi!", tengo ganas de verla, pero siempre que voy al vídeo club, me freno... no se, me parece demasiado "marciana", aunque las críticas hablan muy bien de ella. A ver si me animo pronto y la alquilo! Ya os comentaré! Saludos Rosenrod!

Matias dijo...

A mí me gustó la película, aunque me queda por verla una segunda vez y ver si agunta la prueba de la revisión. Pero, no sé si por afinidad personal o no sé de qué tipo, la película guionizada por Kaufman que más me gustó fue Adaptation. Además de ser un viaje al cerebro de un personaje tan curioso como el de este guionista, me parece una interesante reflexión sobre el proceso creativo del guionista, con las complejidades y dudas del oficio, y la angustia de no saber bien lo que se está haciendo. La inclusión de un hermano gémelo en las antípodas de él mismo, haciedo como álter ego juerguista y vivaracho, me pareció de lo mejor de aquella cinta. Es posible que no funcione tan bien el intento de cuasi 'thriller' que se le quiere dar al filme en su tramo final, pero a mí la historia me pareció hermosa y compleja.

robgordon1982 dijo...

A mi tambien me gustó, aunque no creo que, a modo particular, resista un segundo visionado.

Creo que Jim Carrey es uno de los actores que mejor sabe escoger sus papeles drámaticos. Aquí está excelente, sobre todo en aquellas escenas en las que aportaba un toque infantil, pero tambien lo estaba en "Man on the moon" o "El Show de Truman". Incluso "The Majestic" me parece un sincero acercamiento al cine de Capra, que no estaba mal.

Veremos que tal está "The Sciencie of Sleep"...de momento, su reparto ya es, cuanto menos, curioso.

Un Saludo!

JohnTrent dijo...

En mi opinion, la mal titulada Olvidate de mi!, es una buena pelicula, arriesgada y original, aunque tampoco llega a ser una obra maestra. Me parecio que flojeaba un poco en cuanto la accion se desentendia de la pareja protagonista. Eso si, cuando se centra en ellos, la pelicula gana enteros. Sea como sea, su director sigue apuntando maneras. A ver que tal su nueva pelicula.

Alex dijo...

Aquellos a los que esta película nos llega tenemos la suerte de no poder definirla con palabras... La emoción pura trasciende las letras y casi las imagines...

Dejo mi versión del asunto que publiqué hace ya un año:

http://antarcticastartshere.wordpress.com/2006/07/02/i-need-your-loving-like-the-sunshine/

El que sea un incondicional de Charlie Kauffman no impide que vea sus películas con una venda en los ojos. Sólo una de ellas (la comentada "Eternal...") puede decirse redonda. Del resto la más dolorosa esAdaptation". Dolorosa por estropear en el último tercio una película que debió ser una obra maestra, una referencia y se quedó en una paraoia sin final (toda la estúpida trama final me trae sin cuidado, me aburre, me distancia).

Lucinda dijo...

Gran película... la pillamos por casualidad mi novio y yo y nos quedamos alucinados por el buen saber hacer del director, la pasión de la historia, la originalidad triste, la química extraña entre los actores...

Una joya...

Anónimo dijo...

a mi nunca me han gustado esos directores que van de culturetas y especiales metiendo extrañas imagenes y argumentos en sus historias, pero aun son mas cargantes esas legiones de fans gafapastas que no se pierden ninguna de sus peliculas simplemente para decir que las han visto

Rosenrod dijo...

Director's, espero que al final te animes; el planteamiento es muy bueno, pero le salva de la "marcianada" el hecho de que tiene una coherencia interna a prueba de bombas... en fin, ya me dirás qué te parece.

Matías, me temo que, en este caso, sí que disentimos. Recuerdo perfectamente el enfado que me produjo ver "Adaptation", porque tuve en todo momento la desagradable sensación de estar asistiendo a un chiste privado, que tuvo su culmen en la aparición de Catherine Keener. Admito que el planteamiento era original, pero el desarrollo se les iba de las manos. Y mucho. Pero me alegra que coincidamos con "Eternal..."

Rob, coincido contigo en tu alabanza de Jim Carrey... y respecto a la nueva de Gondry, tengo todas las alarmas puestas; ¡es tan fácil traspasar la fina línea entre la genialidad y la mera ida de olla! Pero algunas de las imágenes del trailer prometen mucho; en fin, veremos...

John, tienes razón que es quizá lo más flojo de la película, todo lo que sucede en torno a Jim Carrey mientras le invertienen en la cabeza... hasta que le sucede lo que le sucede al personaje de Kirsten Dunst. Y no me resigno a mencionar a Tom Wilkinson, ¡qué gran actor! ¡Qué bien está en todos los papeles que le caen, qué genial estaba en "En la habitación" o en "Batman Beguins"!

Álex, paso a leer tu crítica. Y concido contigo en tu apreciación de "Adaptation"; para mí es también la más fallida. No se puede negar el talento de Kaufman, pero a veces se acaba volviendo en su contra.

¡Felizmente reencontrada, Lucinda! "Originalmente triste..."; sí, así la definiría yo porque, sin duda, es ésa la sensación última que le queda a uno, una cierta melancolía que defien muy bien lo que le sucede al personaje de Kirsten Dunst; ésa es la comprobación de que estamos condenados a cometer los mismos errores porque, si no, no seríamos nosotros... es bello pero es triste; muy triste.

Gracias a todos!

Rosenrod dijo...

¿Gafapastas? Lo siento, anónimo, pero en mi caso uso gafas de metal (bueno, o de lo que sean): mucho más ligeras y cómodas. Afortunadamente, ya no hace falta las gafas gruesas, redondas y sujetas con cinta esparadrapo en la era de las operaciones de miopía :)

Un saludo!

Frastraslafra dijo...

Coincido, una gran maravilla, no me canso de verla, y creo que se logró lo imposible: Una gran actuación de Jim Carrey, sin morisquetas...

Genial...

Rosenrod dijo...

Grande, sin duda... pero, para mí, Carrey ya había demostrado sobradamente lo bueno que puede llegar a ser en "El show de Truman" y "Man on the Moon".

Un saludo, Frastraslafra!

RUFUS dijo...

No he visto “olvídate de mi” pero coincido con la defensa de Jim Carrey, y añado The Majestic como película bien interpretada (a parte de Ace Ventura 2, pero eso no hace falta ni decirlo).
A ver que más nos regala la mente fecunda de Charlie Kaufman.
Salut

KesheR dijo...

Me parecen geniales todas las alabanzas a Eternal Sunshine, pero detengámonos un segundo en Adaptation. Charlie Kaufman consigue sacarse de la manga uno de los guiones más redondos que se han escrito jamás. Realidad y ficción se entrecruzan admirablemente como un mecanismo de relojería.

Rosenrod dijo...

¡Jajaja, Rufus! Lo de "Ace Ventura 2"... en fin (¿ésa era la de las almorranas de Sean Young ¡Qué desplome más impresionante la carrera de la ex replicante!)

Y Kesher, me encanta coincidir contigo... cuando lo hacemos :) De verdad que con "Adaptation", simplemente, no puedo: me parece poco más que una broma entre amigos, un chiste privado total (ya nos queda claro que son muy amigos de Catherine Keener) y... en fin, un ejercicio de egolatría simplemente inaguantable.

(¡madre mía, me he quedado a gusto!)

Gracias a los dos!

¿ysiestaveztequedaras? dijo...

Totalmente de acuerdo en todo

Totalmente agradecido por tu enlace

Totalmente convencido de que con Spike JOnze hay demasiado formalismo y que Olvídate de MI es redonda porque logra ser humana además de marciana

Totalmente enamorado de Kate Winslet

Un abrazo!

Rosenrod dijo...

Totalmente de acuerdo total, Ysi. ¡Qué bien!

Un abrazo! :)

Andrés / Derzu dijo...

Ame esta película, lastima que no la pude ver en el cine... Realmente Kate Winslet inolvidable!!

No estoy Adaptation no está nada mal tampoco. No lo consideraría un ejercicio de onanismo para nada.

Rosenrod dijo...

Veo que está siendo difícil encontrar a alguien que no ame esta película... Entonces, ¿por qué pasó sin pena ni gloria? (quede claro que es una pregunta retórica, evidentemente :) )

Rebe dijo...

Una joyita, genial, original y maravillosa. Fantásticos Winslet y Carrey, ella brilla con luz propia. Tú frase "De hecho, no sería exagerado decir que nos encontramos ante uno de los escasos títulos en los que el adjetivo 'poético' cobra su verdadero y pleno sentido" es magnífica, y la describe completamente.

Un abrazo!

Rosenrod dijo...

Lo difícil es no apreciarla...

Un abrazo, Rebe!