22 octubre 2007

EL DEBATE MÁS CANSINO



Curiosa la situación de la cartelera: llevamos cuatro semanas en las que se han ido estrenando algunas de las apuestas más importantes del cine español para este año, dos de ellas notables (Mataharis, de Icíar Bollaín y Siete mesas (de billar francés), de Gracia Querejeta), una correcta opera prima (El orfanato, de Juan Antonio Bayona) y, eso sí, una decepción (Las 13 rosas, de Emilio Martínez-Lázaro). Y además, bastaba pasarse este fin de semana por delante de cualquier sala en la que estuvieran proyectando la cinta de Bayona para quedarse boquiabierto ante las colas y darse cuenta de que sí, que el cine español de calidad es capaz de interesar al público cuando cuenta historias que enganchan, tienen intérpretes creíbles, producción cuidada...



O sea, exactamente igual que cualquier cinta, venga de donde venga. Porque, al final, de lo que hablamos es de buenas o malas películas, y de nada sirven los que descalifican todo lo que se hace en España en su conjunto, como si fuera lo mismo (¿qué tienen que ver las películas citadas con Caótica Ana, con Café solo... o con ellas?, con La soledad (quizá la joya española del año), con En la ciudad de Sylvia, con Lo que sé de Lola, con Ekipo Ja, con Bosque de sombras, con Concursante o con cualquiera de los miles de trabajos que pueden verse en festivales y sesiones minoritarias, pero en los que están involucrados decenas de creadores, entre ellos muchos de talento?), como los que, en una absurda defensa a ultranza, endogámica y acrítica, caen en absurdos como aquella gala de los Goya en la que la entonces presidenta, Mercedes Sampietro, atacó las grandes producciones de Hollywood como si fueran inferiores (con especial mención a Harry Potter y Shrek, que no creo que sean precisamente lo más impresentable que nos ha llegado del otro lado del charco).




¿Dejaremos a un lado de una vez los tópicos, tanto de un lado como de otro? ¿Es casual que las propuestas de Bollaín, Querejeta y Bayona carezcan de los supuestos “lugares comunes” de nuestro cine (sexo gratuito, sesgo político, violencia)? ¿Podremos, por fin, ponernos de acuerdo y juzgar una a una las obras que se estrenen, sin regalarles nada pero también sin condenarlas a priori?

Sí, ¿podremos o, por el contrario, tendremos que resignarnos a que destruir o ensalzar, sin un juicioso término medio, sea nuestra forma habitual de aproximarnos a todo?

28 comentarios:

Lara dijo...

Verás, yo no entiendo de cine bueno o malo. Me gusta una película o no, así de sencillo ;)
Besos.
P.d. gracias por el link.

El Cerrajero dijo...

Yo también entiendo el cine como Lara: una película me gusta o no me gusta y punto.

Eso si --ellos se lo han buscado-- no doy ni un céntimo al cine que incluya titiriteros en sus créditos.

Jess dijo...

Difícil será que dejemos de clasificarlas de ese modo. Yo sólo espero qeu se sigan estrenando buenas películas. TOdavía no he visto El Orfanato, y hay gente que me dice que genial y otros que no vale nada. POR cierto, hayq ue ver la cinta de Vigalondo, Los cronocrímenes.
Saludos
lasmentesinquietas.blogspot.com

Estrellita Mutante dijo...

¿Existe el cine español?, el otro día en la tele hablaban del cine vasco y a mi me saltaban las lágrimas.

LUIS AMÉZAGA dijo...

Por supuesto que la calidad atrae venga de donde venga. Pero el victimismo es tan cómodo.

Tunia dijo...

Yo te dire de antemano que las peliculas, de miedo o terro no me guatan sean de donde sean, nunca o casi nunca voy a verlas ni las veo en casa, con lo cual El Orfanato, no sera una de mis elgidas por ese motivo y no por otro.
A mi las peliculas o me gustan o no me gustan, yo creo que seria mas facil si lo trataramos asi de sencillo.
Saludos

maria* dijo...

Yo no entiendo a aquellos que dicen - la que me atiende en el videoclub incluída -: Yo es que cine español no veo.
Estoy contigo, si es bueno, da igual de donde sea.
Shrek, Harry Potter, El otro lado de la cama, El juego de la verdad, etc. me gustaron independientemente de donde sean.

P.D: Tengo que ver el orfanato.

Thalatta dijo...

¡Ahí está! poco más que decir, solo que lo que he visto de cine español me ha gustado porque sabía de antemano a dónde iba. Voy al cine (sea de la nacionalidad que sea) porque hay algo que me atrae de alguna manera. Efectivamente tiene más que ver con las historias, los intérpretes y todo eso que nos llama a ir al cine.
Hasta ahora me ha encantado lo que he visto.
Besosss
(El domingo vi "13 rosas", película para llorar donde las haya, pero sin nada más que ofrecerme. Espero con impaciencia "Los girasoles ciegos")

Dani Darko dijo...

Ahí la has clavado, salirse de los "lugares comunes": sexo, posguerra, diferencias sociales,etc... Pq la gente se cansa. Y no está nada mal que ya las cadenas apuestan un poco produciendo películas, en lugar de enseñar a tanto granHermano en la cama vagueando, que promocionen sus películas, joder!. Y este año lo tienen bien, pues se han podido ver (en Sitges) grandes muestras de cine ibérico, que sino excelente, si de muy alto nivel, y tocando esos lugares comunes si la historia lo necesita, no como historia en si, para casos: "El orfanato", "los cronocrímenes", "el rey de la montaña", "la habitación de fermat" y sobretodo para mi gusto: "[REC]", de lo mejorcito en cine fantástico de todas partes.

Salut!!

Tamaruca dijo...

Completamente de acuerdo; pero es que, hasta en el lenguaje se sufre esa tendencia a englobarlas por países. Si una película no nos gusta, nos ha saturado con sus topicazos, etc y queremos hablar de ella en tono despectivo, nos queda el recurso del sufijo -ada: diremos que ha sido una españolada, americanada, francesada...

Besicos ;)

Rosenrod dijo...

Creo que es lo más inteligente, Lara.

Si es que, al final, el espectador es soberano en su elección, Cerrajero: eso está claro.

Le tengo muchísimas gracias, Jess. Y bienvenido.

Bueno, Estrellita: no te cuento cómo están en mi tierra (Asturias) con eso de que "El orfanato" la hayan rodado ahí, que "Luz de domingo" también, algunas escenas de la de Woody Allen, etc. Vamos, que Hollywood se queda pequeño a nuestro lado. ¡Viva la visión global!

Personalmente, yo lo odio, Luis: ese discurso en concreto de Sampietro me indignó profundamente, porque a mí me gustan esas películas que criticó, y sin embargo no dejo de ir a ver el cine español que me interesa. Declaraciones así, desde luego, no hacen ningún favor a la gente que trabaja a diario y se esfuerza por sacar buenas, o al menos interesantes, películas en nuestro país. Y me dolió especialmente por venir de quien, en teoría, más debería hacer por defenderlos.

Pues Tunia, ¿qué decir? Que desde luego es un criterio bien coherente.

Bienvenida, María*. Y curiosa esa dependiente del videoclub, sí; supongo que no incluirá cosas como "El laberinto del fauno", "Alatriste" o los Torrentes, que algún que otro euro le habrán dado a ganar (digo yo).

Tha: has clavado la definición de "Las 13 rosas". Estoy totalmente de acuerdo.

Sí, Dani; pero luego, ¿cuántas de estas películas llegan a verse en condiciones? Hablamos (con razón) de las imposiciones monopolísticas de las distribuidoras americanas, pero no estaría nada mal ver cómo se reparte el (escaso) pastel que le queda al cine patrio: hay nombres que tienen asegurado el llegar a las pantallas, a costa de otros desconocidos pero más interesantes; y eso, ¿no es otra forma de abuso monopolístico?

Gracias a todos!

Rosenrod dijo...

Bienvenida, Tamaruca. Y sí; cuando lo curioso es que en España se hacen películas que no son "españoladas", en EE. UU. que no son "americanadas", en Francia que no son "francesas", etc.

Un beso!

Armando dijo...

Interesante reflexión.
Yo confieso mis prejuicios -como los tengo con el cine francés, el iraní, el argentino o el americano-. Es sólo un reflejo de lo que pasa en nuesta sociedad -nuestro mayor enemigo somos nosotros mismos- lo que no quita que haya que decir lo que dices.

Iré a ver El Orfanato, como fui a ver Alatriste, pero es que me parecen en su inmensa mayoría películas vacías y endogámicas.
Y entonces uno va discriminando. Por el tiempo, básicamente.

Lo mejor -y figúrese- de lo que he visto últimamente ha sido EL Laberinto del Fauno -¿española? ¿global?- y un franco, 14 pts

pez dijo...

Lo que hay que hacer es peliculas interesantes y venderlas con publicidad y no solamente eso de que hay que ir ver una pelicula porque es cine español y lo de los EEUU no es bueno.

Jordi M. Novas dijo...

Yo siempre digo que busco buenas películas, independientemente de la nacionalidad. De las que has nombrado me gustaron bastante "Concursante" y "Bosque de sombras". No es el caso de "El orfanato", que me parece menos interesnate que las dos citadas, pero creo que muchas veces las camapañas promocionales más bestias se hacen para las películas más lamentables; "El oro de Moscú" en su momento, o "Días de cine" etc; además ha habido un montón de películas que han intentado repetir el bombazo de "Torrente" en su día, y lo cierto es son una basura en su mayoría...

Al cine español le hace falta más cine de género, siempre lo he pensado; campaña promocional aparte creo que eso ha sido clave para el exito de El Orfanato.

La navaja en el ojo dijo...

¡¡¡Cuánta razón tienes!!! Estoty y hartísima de que sólo existan estas dos posturas extremas e irracionales. A lo que lleva la segunda, además, es a un absurdo paternalismo: se habla bien de cualquier film español, aunque no se lo merezca demasiado, porque, como aquí somos tontitos, pobres de nosotros, esto es lo que mejor se puede hacer y hay que defenderlo, ya que es algo tan débil. Creo que este excesivo proteccionismo, además de ser un síntoma de que en realidad sí se desprecia a nuestra cinematografía, aunque se quiera hacer ver que no; perjudica al cine español, ya que nadie se podrá fiar de lo que diga la crítica sobre los films patrios, pues todos se ponen bien o se les echan paños calientes.

De las que mencionas en tu primer párrafo, 'Siete mesas' me pareció magistral, pero no tanto 'Mataharis'. 'El orfanato' tiene un guión débil y muy visto, pero está tan bien hecha que se disimula. Y no he visto '13 rosas'.

De las otras más antiguas, pues tengo opinión, pero no es cuestión de ponerse a hablar de todas. El post era una reflexión genérica y muy acertada y sobre eso quería responder.

Anónimo dijo...

Alberto Q.

www.lacoctelera.com/traslaspuertas

En estos debates es difícil dar una opinión resumida y coherente.

Creo que hay buenas películas españolas que pasan desapercibidas y muchas dignas que no llegan ni a verse más de dos semanas.

Muchas americanas también son malas y aquí llegan. En fin, supongo que lo fácil es decir que hay de todo, como en botica.

Saludos, Rosenrod. No nos haga divagar tanto!!!

AL dijo...

PEro es que casi nadie es profeta en su tierra, y aquí parece que si te gusta lo español eres tonto, facha o cualquier otra cosa.

Aunque me salgo del camino, como bien decís (y suelo decir), hay cine malo en todos los paises, pero parece que nos da igual o que a esos les perdonamos. Eso sí, como sea española, la crucifican, y al resto de cineastas, actores... también.

Me parece tan absurdo que alguien se deje los € viendo una cagada americana y no lo haga viendo una española. Y si entra en ambas, una no habrá importado.

Hay que tener criterio y seleccionar lo que se va a ver.

La pega, es que las españolas muchas veces ni llegamos ver el trailer.

BUDOKAN dijo...

Hola, creo que has traído a la mesa un debate más que interesante y la verdad es que parece que ningún país está contento con el cine que tiene y debe ser en parte porque no nos gusta reconocernos en la pantalla sino pasar como anónimos, bah es sólo un pensamiento, no lo vayan a tomar en serio. Muy bueno el posteo que genera estas preguntas y afirmaciones. Saludos!

Rosenrod dijo...

Bienvenido, Armando. Y me parece que citas dos películas que, precisamente, tienen personalidad propia y que, cada una a su estilo, demuestran que se pueden contar historias que interesen, sobre todo si están bien contadas.

Desde luego, Pez; con eso no se va a ningún sitio.

Estoy de acuerdo, Jordi: podemos hacer buen cine de género: ahí está la prueba de "La noche de los girasoles", una estupenda película merecedora de mejor suerte en taquilla.

Navaja, has puesto el dedo en la llaga: la desconfianza en una crítica que, bien por amistad, cercanía o por otros motivos inconfesables, cierra filas detrás de las producciones españolas importantes. ¿El caso más clamoroso? El de "Alatriste": fue realmente alucinante cómo en la prensa escrita se decía una cosa, y en la blogosfera otra.

¡Hombre, Marinero, la divagación es libre! :)

Eso es verdad, Al: de muchas no llegamos ni siquiera a tener opinión, porque ¿cómo tenerla de algo que no se puede ver en ningún sitio?

¿También sucede en Argentina, Budokan? Mi pregunta es: ¿dirán los franceses que su cine es horroroso? ¿Y los norteamericanos? ¿Y los chinos? ¿De verdad es TAN universal, o tiene más que ver con un gen autodestructivo inherente a lo latino? Me pregunto (puestos a divagar) :)

Un saludo!

g. neidisch dijo...

Solamente un detalle: en más de un lugar he leído que Bollain le quitó el somniolento susurro a Najwa en Mataharis. Además me gusta lo que hace Icíar.
Así que, quiero ver Mataharis.
Hm. Quiero a una Najwa sin ese alergético susurro.

e-catarsis dijo...

La verdad es que a mí me gusta tanto el cine que no hago distingos ni etiqueto ni a las de fuera ni a las de dentro
Cuando decido ir a ver una película puede ser por que he oído hablar bien de ella, porque he oído hablar mal de ella, porque no he oido nada de ella pero me gusta el director o el productor me parece que no es de los que se menten en aventuras tontas o simplemente porque me llama algo la atención y desde ese momento mi mente es un papel en blanco, el director y los actores tienen patente de corso para hacer lo quieran, luego lo consiguen o no pero ir con juicios previos la verdad es que no y desde luego la irritante y aburrida letanía de... si es español, es malo... pues como que tampoco, en fin que como en otras muchas cosas a mi me gusta ir y meterle los dedos yo, conmigo misma y personalmente ;-)

Luna Spain dijo...

Me gusta el cine español y punto.
Te gustan los gatos??
´´´´¶¶¶¶¶¶¶´´´´´´¶¶¶¶¶´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶
´´´´¶¶´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶´´´´¶¶
´´´´¶¶´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶´´´´´¶¶
´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´´´´¶¶¶¶¶´´´´´´¶¶¶¶¶¶´´´´´´¶¶¶¶
´´´´´´¶¶¶¶´´´´¶¶´¶¶¶¶¶¶´¶¶´´´´¶¶¶¶
´¶¶¶¶¶¶¶¶¶´´´´¶´´¶¶¶¶¶¶´´¶´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´´´´´¶¶¶¶¶´´´¶¶¶¶O¶¶¶¶¶´´´¶¶¶
´´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´¶¶¶¶´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶´´´´¶¶¶
´´´´´´´´´´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´´´´´´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´´´´´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶´´´´´¶¶
´´´´´´´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶´´´¶¶
´´´´´´´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶
´´´´´´´´´´´´´´´¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶¶

rolocine dijo...

Siempre ha sido una tarea dificil catalogar, debatir y expresar críticas del cine. Por lo visto en casi todos los países se menosprecia el propio cine. Creo que por una cuestión básica de que fuimos durante muchos años agobiados y apaleados por producciones extranjeras -en su totalidad americanas- y sinh quererlo se ha despachado el gustito por consumir este tipo de producciones. Es todo el circo que hay, nada más. Para pensar: en mi país, Argentina, la cadena Blockbuster clasifica y disponde de un exhibidor nombrado "cine arte" para cualquier película que no fuera americana, qué burrada y hay tantas malas por dios, vengan de donde vengan.
Para mi, si no se nada sobre lo que estan exhibiendo en los cine, opto por ver aquellas películas que tienen crítica polares, de seguro me encuentro con una maravilla.
Saludos!

Natalia Book dijo...

Estoy de acuerdo en lo de los lugares comunes. A veces se repite demasiado la misma historia.
También creo que se necesitan más actores / actrices. Es cierto que también es cansino viendo a los mismos actores haciendo los mismos papeles. Muchos de ellos repiten y repiten la misma actuación en diferentes películas.
Me encantó ver a Najwa en Mataharis. Cada día mejor actriz.
Saludos

Rosenrod dijo...

Pues es cierto, G., y es lo más increíble: la gran interpretación que es capaz de sacar de la Nimri ¡Eso sí que es un logro!

No hay nada mejor que eso, E-, meter los dedos y quemarse, o no. Y me encanta que te fijes en los productores; poca gente repara en ellos, pero suelen ser, al menos los más conocidos, una pista bastante buena sobre lo que puedes esperar.

Hola, Luna, y gracias por el dibujo :) Por supuesto que me gustan: mi Boris no me dejaría decir otra cosa ;)

Y lo curioso es, por ejemplo, el éxito que las películas argentinas han tenido aquí en los últimos años, Rolo (aunque creo que es un fenómeno que está en descenso).

Es cierto que lo borda, Natalia: es increíble.

Un saludo!

vargtimen dijo...

Es bueno saber que el cine español es algo más que Vicente Aranda, Fernando Tejero y las buenas intenciones de Leon de Aranoa.
Pero hijo, ver a Belen Rueda en una de terror no me motiva.

No digo que no se hagan productos de calidad de cuando en cuando, pero francamente, puestos a ir al cine, siempre hay alguna película extranjera que me atrae más que todas las mataharis, mesas de billar y niños con máscara juntos.

Ivan aka Imazur2002 dijo...

yo creo que es necesario un cambio en nuestro cine, es un cine anquilosado en el pasado, con tendencia por parte de ciertos creadores a mirarse el ombligo y seguir pensando que se hace mejor cine que en Usa, y no se lo creen ni ellos, yo doy mi apoyo total a los nuevos creadores, sobretodo en el terreno fantástico que estan surgiendo como la espuma y que deberian irse fuera a rodar sino quieren que su carrera acabe consumida por el apolillado cine español actual.
saludos